We've updated our Terms of Use. You can review the changes here.

Tod​+​s l​+​s Pres​+​s son Poétic​+​s

by Río Muten y Los Frescos de Altamira

/
  • Streaming + Download

    Includes unlimited streaming via the free Bandcamp app, plus high-quality download in MP3, FLAC and more.
    Purchasable with gift card

      €7 EUR  or more

     

1.
El día que nací mi madré se murió, el cielo se apagó en un eclipse de sol. Lo que el oráculo decía se cumplió: El amor dice sí, yo digo no. El día que nací nacieron mil querellas, busqué respuesta y le pregunté a las estrellas ¿por qué? ¿Y sabes qué me respondieron ellas? “Tus actos del pasado dejaron sus huellas...” “Ay mísero de mí, ay infeliz” me digo, “nacer en este mundo es el mayor castigo” Oídme, si es así pongo a dios por testigo de que el mundo tendrá en mí a su peor enemigo. Yo he nacido pa martillo acusado en el banquillo por apretar el gatillo. Aquí te mato aquí te pillo. Yo he visto lo que tú no has visto: matar con la vista como un basilisco. Llega la paz y luego llega el imprevisto, otra estrella negra, otro anticristo. No eres distinto a mí, estás soñando el mismo sueño. Lo que te espera está ya escrito, de tú destino jamás serás dueño. Eres presa de tu cuerpo, del pasado, del estado, de la muerte, del dolor, de tu gente, de tu mente. No puedes escapar a tu suerte. Tienes miedo y buscas placer con la mirada perdida en el ayer. El pasado no perdona y no hay futuro, te toca masticar lo oscuro. Yo he nacido pa martillo acusado en el banquillo, condenado a construir mi muro, a no ser más que otro ladrillo.Es duro que del cielo te caigan clavos buscándote la vida en la calle. El mundo está repleto de esclavos y el talego lleno de infelices que tratan de atar cabos, pagando por lo que han deseado, a la sombra de un reloj malvado. Una temporada en el infierno y a la fuerza un traje invisible de interno. Haber nacido fue mi gran delito, no puedo escapar, estoy maldito. ¿No hay nadie fuera que atienda mi grito? Cada eslabón de esta cadena es infinito. Quizá esto sólo sea una ilusión enferma, quizá sueño aunque no duerma, quizá del otro lado del muro de la caverna me espere la libertad, la vida eterna. Pero mi padre es saturno, un asesino, y el amor no puede con el destino. No trates de entender, déjalo ya, las huellas están antes que el camino. El día que nací...
2.
Marihuana, polen de Almería... Trescientos kilos, siete años y un día. Dulces sueños, otra vida. Pero no había luz en la salida. La cocaína no era mía, yo te traía heroína de Turquía pa el dolor nuestro de cada día, pa tu pena, pa tu alma partía. Es como el alcohol pero está perseguía, a vende la farmacia pero es más aburría. Tenía lo que to el mundo en el barrio quería, si pudiera seguir soñando, seguiría Pero el sueño se acaba como todo en la vida. ¿Delito contra la salud pública? Ve y díselo a los de la gúrtel y la púnica. La única en el juicio que esnifaba iba con túnica. No hay justicia, sólo me queda la música pa seguir soñando despierto, aquí no entra cosa fina ni muerto. Un ruso había, haciendo vodka era experto, pero lo pillaron y ahora está en aislamiento. La rocha que me dieron estaba manía y pensar que no hace mucho, hermano, siempre tenía cristal puro de meta-anfeta-mina pa follar hasta el fondo por lo menos tres vidas. Ay, cómo echo de menos a mi María. Está sola y sin plata pa que coma la cría. Mejor no pensar, le pido al malagueño otro tranquimacín y vuelvo al sueño. Pero el sueño se acaba como todo en la vida. Casi todo es metadona, risperidona, haloperidol antipsicótico. Si eres alcohólico crónico disulfiram te asegura dolor y vómito. Sin codeína, clorazepato, benzodiazepina, ketazolam, diazepan, orfidal o lorazepán, la pena se hace larga más que un día sin pan. Sin fin, sin bromazepán o lexatín, sin alprazolam, es decir, sin trankimacín, un buen motivo para un buen motín, pa que se lie la de san quintín en un momento. Y si no hay modo de pillar medicamento que te deje un poco más contento, lo siento, el único invento es encontrar en algún lugar disolvente o pegamento. Si entro en rehabilitación me quitan condena cada dos semanas me harán la prueba. Pero ¿cómo paso las horas y el mono? Esto está lleno de gente pero estoy solo. La vida está amarga dame un poco de azúcar, una cucharita mami, llámame puta. No hay nada seguro ni verdad absoluta mañana no existe, solo ahora, disfruta. Déjame en paz, ¿no ves que estoy sufriendo? ¿Qué mas te da? Esto no tiene remiendo. No tengo ná, ni de mí mismo soy dueño, por lo menos déjame soñar el sueño. Pero el sueño se acaba como todo en la vida.
3.
Dinero 06:09
Yo empecé de botones y desde ahí fui haciendo relaciones... Porque nadie se hace rico así como así. ¿Desde lo bajo? ¿A base de puro trabajo a destajo? Pa llegar a la cima hace falta un atajo. Quien tiene un tesoro tiene un amigo. Tú lo tenías, yo te decía: "¡Cuenta conmigo! Lo que tú necesites te lo consigo”. No trabajaba por el dinero, el dinero trabajaba por mí. No fui yo, fuiste tú quien marcó con una equis la casilla del "sí". El capital es una ruleta, una partida de blackjack, ya lo sabes, un timo piramidal... Y la banca debe ganar. ¡¡¡¡¡¡¡Dineeeeeerooooooo!!!!!!! Escalé posiciones, se cumplieron todas mis ilusiones... Lo tuve todo: Sexo, droga, poder, fama, respeto y una casa en la playa donde hice unas fiestas que debo guardar en secreto. Me codeaba con ilustrísimos, me buscaban sus excelencias... Todos querían beneficiarse del trato de mis agencias. Blanqueaba la pasta ganada comprando lotería premiada. No podía pasarme nada, tenía mi buena coartada. Pero un día se metió la prensa, la cosa se puso tensa y la policía encontró en mi despensa una fortuna inmensa. “No era mía...” alegué en mi defensa, “... Señoría, es mejor que no hable, como hable, pasarán por el sable políticos y jueces”. Pero iban a por mí, eran muchos los intereses. Los que antes me contrataban me pagaban ahora con diez años y dos meses ¡¡¡¡¡¡¡Dineeeeeerooooooo!!!!!!! Me enfrenté a mis adicciones. se aprende mucho en las prisiones. Una voz interior me decía: “¿Te das cuenta de lo que has hecho?” Pa sacar de mi pena provecho me puse a estudiar derecho. Pero un día cayó entre mis manos el Tao Te Ching, luego el Hua Hu Ching, luego el Bhagavad Ghita (¡Guita!). Y finalmente el I Ching. Lo bueno sigue a lo malo, lo malo sigue a lo bueno. Contempla en paz el juego, deja que se consuma el fuego. El dinero es energía, fluye a ti, fluye a mí... No es bueno ni malo que cuando salga vaya donde escondí el maletín... Dineeeeeeeerooo, dineeeeeeeerooo, dineeeeeeeeroom...
4.
Hay una pregunta muy recurrente en mi mente siempre presente. Me pregunto por un asunto que barrunto sin solución. Es como una gotera: Se sabe por donde sale pero no por donde el agua se cuela. Y lo mismo me pasa a mí, ahora estoy ante ustedes pero... ¿Cómo llegué hasta aquí? ¿Qué delito cometí? La vida es un sueño, un frenesí. No digas “no”, no digas “sí”. Yo bailo con el sol y con la luna, yo muevo la ruleta de la fortuna. Yo nunca me alisté en ningún bando, yo solamente estoy trabajando. Yo hago de las tripas corazón, yo pongo toda mi buena intención. Ayudo a todo aquél que me lo pida, conmigo no te falta agua y comida. Yo soy el buen samarifuncionario, conservador y revolucionario. Controlo como nadie el calendario y todo el código penitenciario. Respeto la cuaresma y el ramadán, lo mismo soy judío que musulmán. Lo mismo leo la biblia que el corán, lo mismo soy ateo que soy chamán. Yo hablo con el padre evangelista y con el sacerdote episcopal. Medito junto con los tres budistas que suelen practicar en el penal. ¿Cómo llegué hasta aquí? ¿Qué delito cometí? La vida es un sueño, un frenesí. No digas “no”, no digas “sí”. Trabajo en el módulo de respeto, también en el de multireincidentes, o el de delitos graves, otro guetto. O enfermería, casos urgentes. a veces registro en los registros en busca de una calamidad de un arma blanca o cualquier cosa que te reduzca la libertad. Yo tengo las llaves, soy el san pedro que abre la puerta de la emoción. A un lado está el cielo o el infierno, al otro está el mundo o la prisión. No quiero saber por qué estás dentro, yo trato a todo el mundo por igual. Me importa bien poco lo que has hecho, lo pasado, pasado está. Hoy estoy dentro, mañana fuera, me muevo fácil por la frontera. Pero a veces soñando no distingo y de la cama doy un respingo. ¿Cómo llegué hasta aquí? ¿Qué delito cometí? La vida es un sueño, un frenesí. No digas “no”, no digas “sí”. Yo doy la bienvenida a nuevos presos, les acompaño al módulo de ingresos. Les doy algún consejo de valía: “Escucha al corazón con sangre fría”. Aquí vas a tener que andar con tacto, la cárcel siempre causa un gran impacto. Si no tienes cuidao te van a dar “goma” o una “mojá” trapera ipsofacto. Yo soy don funcionario, hombre de dios. Respeto toda idea y religión. Soy de podemos, soy del psoe, del pp y soy de vox. En cierto modo soy un prisionero del tiempo, del espacio y del dinero. Yo veo el mundo por otro agujero, intento hacerlo lo mejor que puedo. ¿Cómo llegué hasta aquí? ¿Qué delito cometí? La vida es un sueño, un frenesí. No digas “no”, no digas “sí”. ¿Cómo llegué hasta aquí?
5.
Todos los presos son poéticos, poesía eres tú. Pero no todos los presos son políticos, no me confundas con el preso común. Yo luchaba mientras tú cambiabas de champú buscando la eterna juventud o te fumabas otro canuto o emborrachabas con Eskorbuto. ¡Luto, guerra, tierra, sangre negra, petróleo puto...! Así cuelga en la brisa del sur el extraño fruto. ¿Tú también, hijo mío, Bruto? Tú me vienes con lo relativo pero yo no me olvido de lo absoluto. Tú me pides que me haga municipalista, que cuando salga sea el quinto en una lista, que sea reformista, que cambie desde dentro, que busque el encuentro, que logre un acuerdo, que no sea lerdo, que lo haga con vista, que ya no cabe ser anticapitalista. El discurso de cambiar al sistema desde dentro, de ser sensato, lograr un trato, un buen contrato, un cargo en un sindicato, venderme barato. Pero esto no tiene que ver conmigo, soy un mandao, no tu enemigo. Lo hice por amor a la verdad y volvería a hacerlo por defender la libertad de los que no tienen voz ni un poco de paz ni un plato de arroz; que huyen de una guerra violenta, esa que aumenta tu venta, que sustenta tu cuenta. Todos los presos son poéticos, no políticos, no. Porque los presos políticos pagan por adelantado haber luchado por un mundo mejor. Tú trapichea con costo, tú dale un tirón a una señora del bolso, tú conduce sin carnet, tú cobarde pégale, pégale otra vez a tu mujer. Y ahora prueba a recaudar fondos pa una causa justa con una escopeta en un banco, a ver cuánto te echa el del yugo y las flechas que tan feliz vivía con Franco. ¿Y el coche de Carrero Blanco? ¿Se iba a precipitar solo por un barranco? La gente que lo hizo se jugó el pellejo para ahorrarte el llanto. Total, tú entras en prisión y sales, y yo me pudro en este zoo por decir que no somos animales y que tanto tienes no significa tanto vales. Arriba están los criminales, politicos y multinacionales, protegidos por jueces y fiscales, controlan la prensa y la tele, lo sabes. No mires para otro lado, aprende de una vez del pasado, me he ganado treinta años a la sombra por no guardar la mierda debajo de la alfombra. Por combatir el crimen organizado de la Moncloa, cloaca del estado, mientras se compran una isla privada en Dubai los señores de la guerra y el mercado a costa del proletariado que vive arrodillado, muere de pena, y curra como un esclavo Que está dormido, que está drogado, que no molesta, que no protesta... Setecientos al mes, ya ves, doce horas al día. Libertad no sabéis lo que es pero sí penitenciaría. Todas las presas son poéticas pero para ser políticas deben trascender su interés personal y exponerse a situaciones críticas. Mira a Arjuna en el campo de batalla. No quiere ver cómo la guerra estalla pero el deber le llama. No puedes quedarte impasible ante un acto canalla. La vida te lo pone delante en forma de ilusión, de maya y uno hace lo que debe hacer sin olvidar que la verdad está más allá de la pantalla. El poder te quiere tener a raya, te dice tú come y calla. Y tú lo haces por miedo, estás obedeciendo a tu ego, no tienes agallas. Los derechos que disfrutas están gracias a aquellos que las pasamos canutas, que combatimos abusos, timos y luchamos por ser hermanos y no primos. Y lo hicimos por principios, por nuestros muertos, por vuestros hijos. Que dimos un paso al frente no por valientes sino por solidarios, por coherentes. A mi me llaman radical, pero era el G.A.L el que metió cadáveres en cal bajo las órdenes de un tal señor equis que ni pisó el tribunal. Yo recibí el cariño, durante tres días, de Billy el niño. Él me escupía y le hacía un guiño a su manada, volvía y me daba otra patada. Disfrutaba torturando, siguiendo las órdenes del mando, por eso se ha muerto cobrando una buena pensión con su condecoración. Y tú me pides que me calle, que no te cuente los detalles, que no quieres saber qué pasa en el Congo, en Yemen, en Siria, en el Sahara, en Gaza, en Birmania, en la calle. Todo esto lo escribo desde mi celda, espero que no se pierda. Que no caiga en saco roto, recuerda: Que no te vendan más la moto ni a la derecha ni a la izquierda. Habrá quien quiera que el debate sea si decir “sí” o si decir “no” a la violencia... Cada cual con su creencia pero entre ataque y defensa hay una diferencia. No hagas caso a las noticias, si estoy aquí metido es porque combatí injusticias. Por defender los derechos humanos de los que están atados de pies y manos. Yo escribo, allá cada cuál con lo que lea, con lo que crea, con el cristal con que lo vea. Lo mismo estuvo preso Gandhi, Luther King, Mandela que Jesús de Galilea.
6.
¿Me amarías si un día quedase paralítico en una silla de ruedas? ¿Me amarías si una bola de goma me cegase y no pudiera verte ni hablarte con estos ojos? En la blanca oscuridad, palpando en busca de lo eterno, me pregunto si en verdad me amarías. ¿Me amarías si un incendio provocado desfigurase mi cara para el resto de mis días? ¿Me amarías si una larga enfermedad me robase poco a poco la memoria y las ganas de moverme? Sentado bajo la tormenta como una estrella mojada con la sonrisa perdida. Perdida. ¿Me amarías si una sentencia injusta te separa de mi abrazo trece años y un día? ¿Me amarías si un rumor infundado te llenase los paseos y el teléfono de insultos y amenazas de muerte? Como un perro sarnoso, esperando en la distancia a que le arrojen un hueso. ¿Me amarías? Me amarías te pregunto sin decirlo y tú has venido a otra cosa, no entiendes de condiciones ni de seguros inciertos ni de amor hipotecado y me recuerdas que el cuerpo está sujeto al pasado y que el amor nunca espera: No tiene espacio ni tiempo.
7.
Por amor 05:14
Habíamos bebido, salimos con la gente de siempre, estuvimos viendo el partido. Se había puesto aquel vestido, nadie diría que yo era su marido. La vi mirando el móvil varias veces, me había dicho que quería separarse hacía ya tres meses, le dije: “El matrimonio es cosa de dios, no de los jueces”. Sentí su frialdad y su desprecio desde el día en que sin querer se me escapó la mano. Me había insultado. Quizá no reaccioné como debía, no soy de hielo, soy humano. Las relaciones son complicadas, si no se aprende por las buenas, se aprende por las malas, la mente juega malas pasadas, las cosas no son como esperabas, los sueños se pudren en las almohadas, en cada uno de los lados de la cama, en el fondo de las miradas, donde no queda amor ni quedan ganas de interpretar más melodramas. Salimos del bar, le dijo adiós a la bruja de Paqui y a Juan le echó una mirada especial. Le di la mano con cariño, me dio la suya pero notaba que le daba igual. En el coche no hablamos, me puse a pensar... “¿Con quién se ha acostado? ¿Con quién habrá gemido más? ¿Qué habrá dicho de mí?” Seguro no hay nada pero mi olfato no falla. El móvil le vibró dentro del bolso, hizo el gesto pero no miró el mensaje, por supuesto. ¿Cómo iba a mirar? Estaba yo delante, era seguro el amante. Le dije: “¿Por qué no contestas?” Se puso nerviosa y quiso hablarme de otra cosa. Le dije: “Para ser mi esposa, últimamente no estás muy cariñosa”. Las relaciones son complicadas, si no se aprende por las buenas, se aprende por las malas, la mente juega malas pasadas, las cosas no son como esperabas, los sueños se pudren en las almohadas, en cada uno de los lados de la cama, en el fondo de las miradas, donde no queda amor ni quedan ganas de interpretar más melodramas. Llegamos al piso, antes de entrar le quise dar un beso pero ella no quiso. No estábamos bien, no, pero eso no quitaba que era sagrado nuestro compromiso. "Último aviso" le dije, abriendo la puerta, "Mejor estar viva que muerta, que no te vea haciendo nada raro. No pongas cara de cordero degollado, estate alerta". Entré al dormitorio y ella con el móvil en la mano, se fue al baño. Echó el pestillo, después de doce años de casados, bastante extraño. Le dije: “¿Por qué cierras? ¿Qué pasa, acaso el baño no es mi casa?” Borró el mensaje, eso es seguro, y abrió desde dentro. Y siguió con el cuento. Dejé que saliera, se fue al salón, sacó un cigarro de su pitillera, lo encendió. Yo me senté enfrente y sin decir nada la miré fijamente. Y me dijo: “Me quiero divorciar, no aguanto más, no aguanto más, no te aguanto más...” Así que fui hasta la cocina y con el corazón en la boca abrí el cajón de los cubiertos. Si no hay amor en esta vida... “Si no hay amor, vida mía, mejor estar muertos”. Habíamos bebido, su cuerpo estaba allí tendido y yo no sabía si seguía vivo. Llamé al 112. En el juicio no reconocí mi voz: "He matado a mi mujer por amor".
8.
Las cárceles se alimentan de hombres que ostentan armaduras oxidadas a prueba de balas y de huevos de obsidiana. Presos que esperan a que un dron con un buen cargamento aterrice en el patio de su fortaleza. Es el sueño, es la película que nos hemos montado. Yna peli de machos, una peli de vaqueros que no pestañean en la que el hombre está frente al hombre. Su revolver reluce, lleva grabado su nombre. Cruza la escena un matojo que rueda recordando que no hay tiempo bajo la arena. De un lado el pistolero zen, del otro el malhechor. El duelo del espejo en el desierto del amor. Plano detalle: Unos ojos se preguntan mientras mueren: ¿Por qué los hombres matan mucho más que las mujeres? Es el sueño, es la película que todos queremos. una película porno en la que llama a la puerta la sirvienta recién salida del horno. La hermanastra, la estudiante, la clienta, la madre que gime de placer, que grita de parturienta. Una película que mira Edipo en su habitación mientras se frota los ojos con alfileres. Una, dos, tres, cuatro, cinco, seis... ¡¡¡Siete mujeres!!!! Sigue viendo ve pero no lo toca, sigue viendo pero no lo huele, sigue viendo pero no le duele. Y una pregunta le viene cuando su espasmo culmina. A propósito: ¿Por qué es la pederastia una cuestión tan masculina? ¿Por qué? Es el sueño que todos hacemos, toda una película de gangsters en la que los jefes del hampa esperan el almuerzo –Nena, sal un ratito, tenemos que hablar de lo nuestro. (De apuestas, de cuentas, de ajustes, de impuestos...) Y alguien entra al restaurante: –“¡Quisiera hablar con Ernesto!” –“¡Alto, dejad que pase...! Muchacho, dime ¿qué quieres?” –“Sólo quiero saber por qué están llenas las cárceles de hombres y no de mujeres”. Es el sueño, más y más profundo, es la película que hoy proyectamos. Una peli de coches, protagonizada por el rey de la jungla de asfalto. Un animal salvaje adicto al tiempo, a la inercia, y al concesionario que con ella comercia. El mundo es un circuito y la vida una carrera que lo verá bien vestido declarar ante un juez que se dirá en voz en off: “¡Hombre tenías que ser! ¡Hombre tenías que ser! ¡Hombre tenías que ser!”. Es el sueño recurrente que se repite como una película que vuelven a dar una y otra vez en la tele y que volvemos a ver. Una película religiosa en la que el santo es de nuevo un hombre y la mujer es la madre que lo parió. Él nació porque el amor es algo espectacular que trasciende la tortura: – ”¡Es la luz de la verdad, madre!”. Pero en la última escena se pregunta por su padre: – “Padre... quiero que estés a mi lado. Padre... ¿Dónde te fuiste? Padre... ¿Por qué me has abandonado? Es el sueño, una historia aburrida de tan repetida, más que pesada: pesadilla. Es otra película más de la guerra donde el héroe se alista para matar canallas tras decirle a su mujer: – “Me voy, el deber me llama” y en la que un día toca el timbre de la casa un telegrama: “Su marido ha fallecido por servir a la madre patria”. Soldados desconocidos para mujeres sin cara se convierten en estatuas. Ellas...no fueron nada. Películas románticas: El hombre de tus sueños es un vaquero honrado que regresa solo al desierto. Películas de acción: Poli malo, poli bueno. Santos sin padre, soldados ciegos. El séptimo arte y su octavo pasajero: Pornografía alienando cuerpos. Consecuencia y causa. Películas sin dirección, cine de género fabricando sueños.
9.
La fuga 08:22
Cien años y un día y el día llegó. no me guía la vía láctea, me guía el amor. Por la grieta la luz penetra, se quiebra la cáscara, se cae la máscara. Por fin salgo de aquí: ¡Basta ya! Qué delito cometí, ¿qué me importa? La pena se hizo amarga y larga y la vida corta. Pero sigo vivo y ahora sé que en todo este tiempo que he pasado a solas conmigo he sido mi mayor enemigo. Y ya no hay tiempo, la realidad se abre infinita en el eterno momento. Despierto y sé que es cierto que nunca estaré muerto, que el miedo y el apego a este cuerpo están detrás de todo el dolor abierto. La vida es una ilusión, una ficción, una prisión, un sueño, y mi empeño era pequeño. No lo hice con maldad, en mi soledad vi cosas muy claras que no eran verdad. No fue con mala intención, fue una equivocación fruto de la confusión, de la división. No escuchaba al corazón. la solución no era el Talión, era el perdón ¡Perdón! La negra pupila se acerca a la grieta y contempla un minúsculo punto de luz. La grieta por la que sonríen los muros de la fortaleza de su prisión. Sólo hizo falta seguir al corazón. La justicia no existe, se la inventaron los hombres, los fabricantes de nombres. la vida es un triste chiste. Resiste, ríe, pues si reíste es porque a pesar de todo el sufrimiento el chiste lo comprendiste. Más allá del más allá no hay jueces ni verdugos, pasado ni futuro. La nada es lo único seguro: La libertad eterna. Lo oscuro es este lado del muro de la caverna. Primero el vacío y luego la luz y luego la noche del alma y más luz y más luz y al fin la calma. La feliz disolución, el regreso, el beso de la muerte, el amor. El final del dolor, todo es de color, de un solo color, de un solo sabor. Del más sublime que nadie imagine. La justicia no existe pero existe el amor. La negra pupila se acerca a la grieta y contempla un minúsculo punto de luz. La grieta por la que sonríen los muros de la fortaleza de su prisión. Sólo hizo falta seguir al corazón. La luz está quieta, la que se mueve es la cinta de la película de la mente, y eres tú quien la interpreta. En la pantalla hay una grieta, un jirón en el telón. La película es el sueño y los sueños sueños son. La acción secreta la realiza el corazón, el invisible, el innombrable, el amor, el director, el gran poeta. Y no hay principio ni meta. Ahora elige qué prefieres ser ¿actor o marioneta? Hermana, hermano, dame la mano, es la fuga, huyamos dejando atrás el pasado. Esquiva los focos, rebota las balas, divide el mar en dos, derrite las alambradas. No mires atrás más o serás otra estatua de sal en el país de nunca jamás. Ven conmigo hermano, dame la mano, saltemos, escapemos hacia dentro de una vez por todas: ¡¡¡Vamos!!!

about

This album has been conceived of as a musical. Rio Muten plays different roles in a world in which prison and dream become the same.

credits

released September 24, 2020

Jose Flowing: Scratches.
Ana la Jani: Voz flamenca en #1 y #3.
Sakerinox: Coros en #3 y #4.
M.J. Díaz Pedraza (Mystery White Bird): Sinte final en #9, solo de piano en #3 Camilo Huéscar: Saxofones en #3.
Locución Astrológica: Sasha Villanueva G.
Félix Díaz Pedraza: Santur en #2.
“Hay algo más profundo...”: Paula Mar.
Río M. : Bajo, guitarra, programación musical y voz.

Grabado y mezclado por Río M. en La Casa del Árbol (Sierra Morena, Córdoba).

Mezcla final y mastering por Fredy Freire en AIKO Estudio (Córdoba). Letra y Música: Río Muten.

Diseño de portada basado en “Doves on Concertina” fotografía de Phillip Stewart, Afganistán, 2012. (CC BY-SA 2.0)
1a Ed. Septiembre de 2020. Depósito Legal: CO 868-2020. riomuten.com

license

Some rights reserved. Please refer to individual track pages for license info.

tags

about

Río Muten y Los Frescos de Altamira AL, Spain

Hip Hop. Música de raíces populares y peculiares.

contact / help

Contact Río Muten y Los Frescos de Altamira

Streaming and
Download help

Report this album or account

If you like Río Muten y Los Frescos de Altamira, you may also like: